Herramientas Personales
Usted está aquí: Inicio Blogs MUROS Y PUENTES

MUROS Y PUENTES

por Raúl Caballero Última modificación 08/06/2009 15:10

Carta de Laura Blas

MUROS Y PUENTES

Raúl Caballero

Recibimos una carta de Laura Blas, se trata de uno de esos actos que encantan lo cotidiano pues en el buzón, el que está allá afuera al borde de la banqueta, ya sólo recibo facturas y publicidad.

Ese buzón se ha convertido en un depósito de querellas, aunque de vez en vez también le llega un chequecito a mi vieja (quien también tiene sus clientes como traductora independiente)… y a propósito del buzón “de los viles biles”, permítanme hacer una digresión, una observación en torno a las nuevas costumbres del cartero, ese mismo que apenas hace unos años todavía era representado como un héroe que avanzaba en medio de una tormenta de nieve o bajo un solazo agobiador (“a golpe de calcetín” diría un primo hermano que siempre está de buen humor) y cargando su mochila llena de cartas avanzaba hasta el buzón o la rendija de buzón en las puertas o incluso a tocar el timbre y entregar la correspondencia en las propias manos del destinatario…

Lo que estoy recordando son una serie de comerciales en la televisión que enaltecían a esos servidores públicos los cuales, sonrientes, se adentraban en un jardín (riesgo de bulldog incluído) y entonces con el sonido fragmentado de un movimiento de la quinta de Beethoven, en un aumento gradual hasta el momento preciso en el que contra viento y marea, subrayo, alcanzaba el buzón para cumplir su heroica misión…

Pero ahora ya no se quiere ni bajar de su vehículo para depositar la correspondencia: si hay un “obstáculo”, es decir un carro estacionado delante del buzón, le saca la vuelta y no deja la correspondencia: “Qué güevón” dijo la abuela (mi suegra) la última vez que estuvo de visita.

Pero digresión atrás, decía que Laura tuvo el hermoso gesto de escribirnos de su puño y letra una carta, ignorando la inmediatez de los e-mails y apelando a la bella legendaria tradición de la correspondencia postal, la escribió con una letra clásica (quiero decir manuscrita, clara, distinguida) en la que asoman rasgos de fémina de carácter, una caligrafía de largas líneas que por momentos pestañean al final de las palabras, guiños escritos con tinta morada sobre un papel exquisito, que invita a guardar con cuidado la susodicha carta y no sólo a dejarla por ahí una vez leída.

Me la imagino diciéndome “yaaa bájale”, así que mejor explico que después de los saludos y detalles familiares entra en materia.

Laura repasa los renovados esfuerzos por impulsar la reforma migratoria, esfuerzos que se observan renovados, dice, a través de un liderazgo latino cada día más cohesionado:

"Veo con ojos de feligrés -apunta nuestra corresponsal- que cobra nuevos bríos el movimiento proinmigrante en esta Gringolandia bipolar... en esta nación de nuestros dolores y nuestros amores, este país del KKK pero también de MLK, en esta tierra de Bush pero asimismo de Obama, en este país de Minnie Mouse o mejor de la arquetípica Marge Simpson  pero también de Susan Sontag o sea, digo, como sabes, querido 'Llero como te dice tu Ita, de… de fanáticos o conformistas pero a la vez de liberales y justicieros… de republicanos recalcitrantes y de demócratas refrescantes y, en fin ahora... pues qué chingaos, es el tiempo de los demócratas, es decir: va la nuestra, pues si hace dos años (este mismo junio se cumplen) el debate por la reforma migratoria se vio frustrado ahora la raza empuja de nuevo.

"Te habrás dado cuenta de la intensidad de la campaña nacional (Reform Immigration For America) para presionar con estrategias coordinadas.

"Ahora con Barack en la Casa Blanca y los demócratas alborotados en el Congreso, las cosas se ven distintas ¿no?, para empezar el presidente ha dado muestras de corresponder al significativo voto latino que mucho le ayudó para ganar la grande... además, querido 'Llero, siento un gustazo que raya en lo perverso (y me vale lo políticamente correcto) porque debido a sus posiciones antiinmigrantes los republicanos se colocaron en el paredón del ajuste de cuentas... Barack no llegó hasta el 1600 de la Pennsylvania Avenue nomás por bienpensante, también porque tuvo el tino de convencernos, o sea, de saber contar con nosotros... o sea, le toca.

"¡Ah!, pero a los demócratas les corresponde cumplir con su parte, aguas, parte de ellos también descarriló, hace dos años, la ya desde entonces perfilada reforma, o sea ¿he?... ai-es-onde entra el cabildeo y la intensidad de nuestra campaña, precisamos empujar sobre todo a los de la Cámara Baja a que transiten del dicho al hecho. Necesitamos echarnos a la bolsa a congresistas republicanos liberales, pues los hay, los duros de la extrema derecha no tienen remedio, pero el empuje, digo, debe ser en los dos partidos... este país merece adentrarse en el cambio que representa Barack... su presencia creció bajo la perspectiva de la unidad, dime si no 'Llero, al carajo la división ensanchada durante los ocho años pasados.

"Por eso creo que el liderazgo que de nuevo se faja con esta campaña, este año, no debe perder de vista ni a tirios ni a troyanos, ambos partidos deben aprender a respetar que tienen un compromiso con la comunidad inmigrante, la sociedad estadunidense debe asumir de una vez por todas este compromiso, hay que presionar entre los líderes de opinión, pero los líderes de opinión que sostienen la validez de los derechos humanos y los principios constitucionales, o sea... presionarlos a que expongan las razones que respaldan el reconocimiento a la comunidad inmigrante, trabajadora, noble, etcétera, ¿verdad?

"Y cada una de las organizaciones, casas mexicanas, asociaciones de clubes, etcétera, deben adherirse a la coalición Reform Immigration For America.

"Incluso a nivel personal, pasa la voz, manda tu mensaje de texto con la palabra 'justicia' (en inglés o en español) a través de tu celular... marca el número 69866.

"También sabrás, mi Caballero, que la Casa Blanca pospuso para el 17 de junio una reunión programada entre Barack y líderes de ambos partidos, en la que pondrán sobre la mesa lo de la reforma migratoria. Hay que ver qué pasa, o sea".

Y ahí le paro, el resto de la carta me aclaró era exclusivo para Margarita, “o sea” (como ella dice) me marginó olímpicamente.

Pero y tú que lees, ¿qué esperas?, llama al 69866.

 

Acciones de Documento
« Noviembre 2017 »
Noviembre
LuMaMiJuViDo
12345
6789101112
13141516171819
20212223242526
27282930
Amazon

Travelocity

Expedia

Encuentre el hotel que desea

Telefonía gratuita vía internet

Hospedaje barato para su página

FatCow $88 Plan for $66 only

Mida su conexión a internet

Test your Internet connection speed at Speedtest.net