Herramientas Personales
Usted está aquí: Inicio Blogs MUROS Y PUENTES

MUROS Y PUENTES

por Raúl Caballero Última modificación 28/04/2010 22:02

Que así sea

MUROS Y PUENTES

Raúl Caballero

El revuelo que en el país entero (e incluso en el plano internacional) ha desencadenado la nueva ley de Arizona, pone en relieve la urgencia de una reforma migratoria.

Antiinmigrante y absurda la SB1070 nos da lugar para —más allá de las protestas y decepciones, por encima de los rechazos y las condenas— anteponer la necesidad, la urgencia de confeccionar una nueva ley federal en torno a la inmigración; o sea, como ya se señala en diversas tribunas, las condiciones están dadas para que se abra el debate y se arregle con una reforma migratoria la tan deshilachada ley actual.

Tan desflecada está que da la pauta para que estados como Arizona —cuyos congresos dominados por legisladores antiinmigrantes mexicanos (con leyes como esa se precisa indicar “mexicanos”), que son por lo general republicanos (y huelga señalar sus filas llenas de individuos antiinmigrantes, para no apuntar xenófobos y racistas)— busquen erigir leyes a su propia conveniencia, es decir, que justifiquen su razón de ser antiinmigrantes.

Es un momento de lo más oportuno para la presión “inteligente”, la que con tacto impulse una reforma sensible e integral, en tanto la presión “de fuerza” (digámosles así) por inercia se da desde el momento en que la gobernadora de Arizona, la republicana Jan Brewer, firmó la nefasta ley, pues las reacciones no se hicieron esperar: Los propulsores de los derechos humanos critican y denuncian la iniciativa, hay quienes la tachan de fascista; con la promulgación de la SB1070 los activistas políticos completaron el bagaje para exponer sus exigencias en las marchas del 1 de mayo que por todo el país se manifestarán; asimismo los defensores de los derechos civiles (MALDEF, La Raza, sindicatos, etc.) anunciaron demandas legales, propusieron boicots, distribuyeron declaraciones enarbolando posturas a favor de los latinos que, insisto, con la mencionada ley es la minoría contra la que los gobernantes arizonenses han arremetido; y de hecho hemos visto cómo de inmediato congresistas como Raúl Grijalva de Arizona con Luis Gutiérrez de Illinois, entre otros, discuten estrategias para, desde los niveles legislativos, ejercer su presión, su oposición.

El propio presidente Barack Obama enseguida se situó, pidió a sus asistentes, al procurador de Justicia Eric Holder, revisen la pertinencia legal de la SB1070 en Arizona, tachándola como “equivocada”.

En medio pues de todo ese revuelo es preciso no descuidar el flanco de la estrategia diplomática que establezca la amplitud de miras. Uno apostaría a que la SB1070 no será puesta en vigor por todo lo dicho arriba, esperamos que así sea pero además, dada tanta agitación, hay que aprovechar que el debate se abrió de nuevo para dejar en firme el concepto “integral”.

Así las cosas propongamos a los liderazgos que están a favor de la reforma migratoria, desde los líderes civiles, pasando por los oficiales hasta los líderes religiosos que griten o canten y repitan y recen las siguientes consignas como credo:

Requerimos una reforma integral. Precisamos el factor de la sensibilidad a la hora de redactarla. Necesitamos que incluya el resguardo de los derechos humanos y laborales; que en su inclusión existan reglas que contemplen el ingreso ordenado futuro de nuevos trabajadores inmigrantes; que abarque una legalización de largo alcance para los indocumentados que ya radican en el país, es decir, sin regateos como los que ya se han manejado (tales como que los trabajadores indocumentados se devuelvan a sus lugares de origen, o que sean primero deportados y luego aceptados y otras imposibilidades por el estilo tratándose de millones de personas); y es importante que el asunto se vea no como una amnistía —término que implica un perdón principalmente para delitos políticos y ha quedado asentado que cruzar la frontera sin documentos, para venir a trabajar, es en todo caso una falla administrativa, una ofensa civil cuya pena, luego entonces, se puede subsanar con una multa razonable. Sí se puede. Que proceda. Amén.

 

Acciones de Documento
« Junio 2017 »
Junio
LuMaMiJuViDo
1234
567891011
12131415161718
19202122232425
2627282930
Amazon

Travelocity

Expedia

Encuentre el hotel que desea

Telefonía gratuita vía internet

Hospedaje barato para su página

FatCow $88 Plan for $66 only

Mida su conexión a internet

Test your Internet connection speed at Speedtest.net